En el Día Mundial de la Tierra, KLM desea compartir sus iniciativas para hacer más sostenibles sus operaciones y buscar un futuro más sostenible para la aviación.

Fly Responsibly representa el compromiso de KLM de asumir un rol de liderazgo en la búsqueda de un futuro más sostenible para la aviación. La iniciativa Fly Responsibly fue lanzada en ocasión de las celebraciones por los 100 años de KLM, el 7 de octubre de 2019, y en este momento KLM convocó todos los actores de la industria de la aviación a trabajar juntos para un futuro más sostenible, ya que sólo trabajando juntos se podrá alcanzar este objetivo. Aún durante la crisis sin precedentes que atraviesa actualmente la industria de los viajes, KLM no pierde de vista el desafío que plantea el cambio climático y se mantiene comprometida con Fly Responsibly. KLM desea hacer una compañía más sostenible en todos los ámbitos: su gente, sus productos y sus servicios.

Para reducir su huella medioambiental, KLM se enfoca primero en reducir las emisiones de CO2 de sus propias operaciones. Cuando ya no se puede reducir más, se reemplaza el combustible, por ejemplo, por una alternativa más sostenible (Combustible Sostenible de Aviación o SAF, por sus siglas en inglés). Si el reemplazo no es suficiente, se compensan las emisiones. Para estos tres pasos, son esenciales inversión a largo plazo e innovación, y se trabaja junto con socios para investigar y así transformar la industria de la aviación. Para más información sobre Fly Responsibly, hacer clic aquí.

Objetivos intermedios para 2030.

Fly Responsibly incluye todo lo que KLM hace y hará en el futuro para mejorar la sustentabilidad de sus actividades. KLM se fijó objetivos intermedios para 2030, ya que todo lo que se hace hoy tiene efectos en el corto, mediano y largo plazo, y la implementación de una estrategia de sustentabilidad es un proceso continuo. Los objetivos de KLM para 2030 son:

–       Reducir en un 50% las emisiones de CO2 por pasajero (en comparación con 2005)

–       Reducir en un 15% las emisiones de CO2 en las operaciones de vuelos (en comparación con 2005)

–       Utilización de una mezcla con 14% de Combustible Sostenible de Aviación (SAF) en los vuelos iniciados en Ámsterdam

–       Reducción de 50% en los residuos no reciclables (en comparación con 2011)

–       Cero emisiones de CO2 en las operaciones de tierra.

 

About Post Author

Artículo anteriorPromociona tu experiencia turística inclusiva
Artículo siguienteTrekking en Villa de Merlo